Chromecast + Plex. Bendita combinación.

Chromecast

Hace unos días decidí definitivamente comprar Chromecast, el dispositivo de streaming multimedia fabricado por Google. Principalmente porque es bastante barato, 35 € aproximadamente, y sabía de antemano que podría reproducir todo el contenido de aplicaciones como Youtube o las fotos y videos de la “Galería” hacia el televisor sin tener que estar pasando por discos USB. Poco más esperaba, el dispositivo de Google ofrece interesantes posibilidades,  pero depende de que la comunidad de desarrolladores publique nuevos programas que aumenten aún más sus ventajas y utilidades.

La presentación es impecable, caja minimalista que tan solo contiene el dispositivo, un cable para alimentarlo desde el puerto USB del televisor y un adaptador de corriente por si preferimos hacerlo desde la red eléctrica.

chromecast-box

El proceso de configuración es breve y sencillo, básicamente consiste en visitar esta página y seguir sus indicaciones. El proceso no me llevó más de cinco minutos, tras los cuales pude empezar a reproducir contenido sobre la marcha. El rendimiento de Chromecast es óptimo, puedes enviar contenido en alta definición sin que se aprecien cortes, retrasos, etc. Soberbio.

Plex-logo

Una vez probado que funcionaba lo básico, recordé que leí en alguno de esos foros serios y útiles que hay por esos mundos del señor que la plataforma Plex había anunciado que permitiría streaming directo para los usuarios de Chromecast, sin necesidad de contar con una cuenta premium del servicio. A cambio, eso sí, tendremos que comprar la aplicación Plex for Android o iOS por la que deberemos pagar 3,64 € a día de hoy. Una vez realizada la compra e instalado Plex Media Server, con absoluta facilidad, se abre un nuevo mundo de posibilidades. Los que ya utilicen Plex conocerán sus bondades, pero para un humilde servidor, que no lo había utilizado, esto es una hemorragia de placer. La plataforma te permite organizar todo el contenido, localiza las portadas de las series y películas que tengan (ya saben, las copias de seguridad que han hecho), indica la temporada, presenta la sinopsis en pantalla antes de reproducirla, recuerda que estás viendo y te permite que sigas en el punto en que lo dejaste. Evidentemente, al margen de enviar el contenido a Chromecast, también puedes reproducirlo directamente en tu smartphone o tablet, por lo que los momentos de soledad en la taza del baño son ahora aún más agradables. En fin, una gozada.

plex_android_big

Les invito a que lo prueben, con o sin ChromeCast, y nos indiquen qué opinan.